El diputado nacional Miguel Bazze(UCR-Cambiemos Buenos Aires) afirmó que ”el agravio de Moyano a Graciela Ocaña es una muestra más de la irracionalidad con la que algunos dirigentes sindicales rechazan  el avance de la Justicia”.
 ”Los dirigentes gremiales que ofenden, advierten o amenazan de manera solapada al Gobierno, ante el avance de la Justicia en la investigación de irregularidades que convirtieron a muchos de ellos  en multimillonarios, no entienden que hay un cambio positivo en la actitud de los argentinos, que  la gran mayoría de la gente se hartó de la falta de honestidad y reclama – con razón – que se  termine  la impunidad”, dijo Bazze,  secretario general del bloque radical en Diputados.
Para el legislador bonaerense ”la corrupción es un problema muy  grave en nuestro país, que insulta el esfuerzo de la gente honesta y atenta contra el crecimiento económico y el desarrollo social. Por eso es que debemos enfrentarla con toda decisión”. ”De  ninguna manera  podemos tolerarla aceptando presiones,  ni mucho menos relativizando su importancia como hacen algunos dirigentes políticos o sindicales,  que pretenden confundir a la sociedad restándole gravedad con lo que de manera elegante contribuyen a  garantizar impunidad a los corruptos”, expresó Bazze.