En la Conferencia abierta que se llevó a cabo esta mañana en el Honorable Congreso de la Nación, presentada por el Diputado Nacional por la UCR-Cambiemos, Héctor “Cachi” Gutiérrez, sobre “Abordajes ambulatorios eficaces e internaciones posibles en el marco de la Ley de Salud Mental y Adicciones N° 26.657, se recalcó con vehemente necesidad, la implementación total de la Ley.

“Hoy fue una jornada muy impactante en la Cámara de Diputados, hablamos sobre algunas comunidades de internación de adictos que están siendo investigadas por la Justicia.
Escuchamos los relatos de las diferentes madres de víctimas y expusieron especialistas sobre el tema. Todos concluimos en la necesidad de avanzar en la implementación de dispositivos que atiendan la problemática, tal como prevé la Ley de Salud Mental”, expresó Gutiérrez.

 

En la Conferencia disertaron, entre otros, el Dr. Alberto Trimboli que es el actual presidente de la Federación Mundial de Salud Mental; la Dra. Graciela Iglesias, actual Secretaria Ejecutiva del Órgano de revisión nacional de la ley de salud mental); el Lic. Alberto Calabrese (actual director de la carrera de especialización de la Universidad de Tucumán, Director de la maestría sobre uso indebido de drogas de la UBA y Ex Director de Adicciones del Ministerio de Salud de la Nación, Alicia Stolkiner (Dra. en psicología, escritora, investigadora y docente para diferentes universidades).
También hizo uso de la palabra el Sr. Pablo Galfre, Periodista investigador, creador del libro “La Comunidad” quien mostró con crudeza los casos de las Comunidades que están siendo investigadas y las que gracias a las investigaciones que realizó junto a los familiares, logró el cierre de varias de ellas y se escuchó el relato desgarrador de la Sra. Miriam Lucero, mamá de Saulo Rojas, (joven fallecido en la comunidad terapéutica San Camilo de Pilar.

El coordinador de esta Conferencia fue el Ps. Marcos Carini, director de prevención y tratamiento de adicciones de Pergamino.

Por último, el Diputado Nacional concluyó que “se ha consensuado un gran avance respecto de los derechos humanos de los pacientes, dando oídos a sus palabras e ideas respecto de su devenir terapéutico. Pacientes y profesionales pueden definir en conjunto las líneas de los tratamientos.

La internación pasó a ser un recurso excepcional, de carácter restrictivo, que solo queda recomendado para aquellas situaciones que no pueden ser abordados en forma ambulatoria. Para aquellos casos de urgencia subjetiva la ley contempla las internaciones compulsivas mediando una |evaluación interdisciplinaria.

En la misma línea cualquier profesional de grado que acredite experiencia y formación afín podrá desde entonces conducir los dispositivos de salud mental”.