La diputada nacional Gabriela Burgos, presidenta de la Comisión de Legislación Penal de la Cámara baja, presentó un proyecto de ley por el cual propone que sea considerado delito el robo o suplantación de la identidad digital de una persona, ya que actualmente existe un vacío legal en Argentina en cuanto a la protección de la identidad virtual, tan importante como la real y mucho más sencilla de apoderar, falsificar o suplantar.

El objetivo de esta iniciativa es penalizar el robo de la identidad digital, cuando se utiliza como medio para cometer otros delitos más graves, ya que las nuevas tecnologías permiten llegar en segundos a potenciales víctimas de posibles delitos, como ser la captación de menores con fines sexuales (grooming), trata de personas, secuestros extorsivos, pornografía infantil, violencia de género, sexting, bullying, amenazas, acoso, hostigamiento, estafas y muchos otros más”, explica Gabriela Burgos (UCR-JUJUY).

“Las nuevas tecnologías de la información y comunicación cambiaron la forma de relacionarse de las personas y esto obliga al Estado a desarrollar una legislación que nos proteja a todos de los nuevos peligros que acechan en estas plataformas digitales, sin discriminación de edad ni género, pero sobre todo a los más vulnerables, nuestros niños, niñas y adolescentes”, señaló la diputada radical.

“Estos cambios en las nuevas tecnologías –continuó- se han dado de forma muy rápida y dinámica, donde los menores resultan ser los más expuestos. En nuestro país, a partir de los 10 años en promedio, los niños y las niñas ya acceden a celulares, tablets y computadoras con acceso irrestricto a internet, donde se puede interactuar con cualquier persona del mundo a un solo clic de distancia, dependiendo de las aplicaciones u redes sociales que se utilizan”.

“Es por ello que debemos generar conciencia y prevenir nuevos delitos, poniendo límites a los peligros que hoy significa el uso de internet sin control, generando respeto y no miedo a su uso”, resaltó la legisladora jujeña.