“La inmensa mayoría de la sociedad entiende que durante tantos años se regaló la energía, y así se llegó de pasar de ser un país exportador a ser un país dependiente de la importación de gas licuado”, afirmó el diputado nacional Alejandro Echegaray (UCR-Buenos Aires).

“Frente a esa situación, regularizar el marco tarifario era algo que todos entendíamos que había que hacer. Pero era necesario tener una propuesta para escalonar esos aumentos”, consideró el legislador radical y agregó que “fue un gran triunfo del diálogo, de la racionalidad y del consenso y lo importante es que desde el Gobierno se entendió la propuesta y fue aceptada en gran medida para implementar un aplanamiento de las tarifas, para que se paguen en forma gradual”.

“Hemos empezado a revertir una situación energética desquiciada. Debemos ser autosuficientes nuevamente, invertir fuerte en materia de energías renovables”, remarcó Echegaray.

“En el gobierno anterior se dilapidó con subsidios innecesarios y no se invirtió en energías renovables. En ese sentido, este gobierno está orientado”, concluyó.