El diputado nacional Alejandro Echegaray (UCR – Buenos Aires) afirmó esta tarde que “la Democracia argentina tenía hasta hoy una de las deudas más dolorosas para con aquellos que dieron su vida en el conflicto bélico de 1982 y sus familias”, al referirse a los resultados del Plan Proyecto Humanitario que llevó adelante la Cruz Roja Internacional para identificar a los soldados argentinos enterrados en el Cementerio de Darwin bajo la inscripción Soldado Argentino solo conocido por Dios.

Al respecto, el diputado radical, que forma parte del Observatorio Parlamentario sobre la cuestión Malvinas, formuló una serie de preguntas al Jefe de Gabinete de Ministros Marcos Peña, quien en el informe N° 107 remitido a la Cámara de Diputados de la Nación respondió que “el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) ha señalado al Gobierno nacional su satisfacción por los avances logrados en el proceso de identificación de los soldados argentinos sepultados sin identificar en el Cementerio de Darwin”.

 “En particular, habida cuenta de los buenos resultados obtenidos a partir del análisis de un gran número de muestras de ADN recogidas en Malvinas, las que resultan adecuadas para los fines de la identificación, lo que permite prever un alto grado de efectividad”, continúa.

Asimismo, la Jefatura de Gabinete de Ministros informó que “una amplia mayoría” de las familias de los soldados caídos sin identificar prestaron su consentimiento informado y aportaron una muestra genética a fin de participar en la iniciativa humanitaria.

En este sentido, Echegaray destacó: “La Cuestión Malvinas es una Política de Estado, que, además de desarrollarse hacia el ámbito internacional en nuestro reclamo inclaudicable de soberanía sobre el territorio nacional y sus espacios marítimos circundantes, se proyecta hacia el escenario doméstico argentino”.

“Malvinas se ha constituido en un paradigma de nuestra construcción como sociedad y como Nación. Y es por eso que la identificación de nuestros soldados también se constituye como parte de esa política pública en el escenario doméstico, tendiente a saldar una de las deudas que la guerra ha dejado en nuestra sociedad”, agregó.

Y concluyó: “Lo más importante es que el resultado de los trabajos forenses realizados por el CICR representan una gran justicia para los 88 héroes de Malvinas que hoy pueden tener una placa con su nombre, que no sólo los reencuentra con su familia, sino con toda la sociedad argentina”.